POLÍTICA
El estado de Sonora rompió con el dominio del beltronismo en los comicios de este 1 de julio y le dio una oportunidad por primera vez, y de forma inédita y contundente, a la izquierda de Andrés Manuel López Obrador. El partido Movimiento Regeneración Nacional arrasó en el Congreso local, ganó la fórmula al Senado de la República y conquistó 22 alcaldías del territorio sonorense.“[Sonora] Nos dio el 86 por ciento el poder político. Eso significa que hay un anhelo profundo de cambio y de una manera rotunda, con un respaldo electoral”, dijo Alfonso Durazo Montaño, ganador de la fórmula morenista al Senado de la República
 

SinEmbargo).- En un hecho inédito, el partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena) se quedó con 20 de los 21 distritos en la elección del Congreso local de Sonora, con 22 ayuntamientos  –incluyendo Hermosillo, la capital– y con la fórmula al Senado de la República.

Nunca antes en la historia de la entidad, la izquierda había llegado tan lejos, y por primera vez los sonorenses se sacudieron al beltronismo, dijo a SinEmbargo Alfonso Durazo Montaño, ganador de la fórmula al Senado de la República y quien se perfila para ser Secretario de Seguridad en el Gabinete de Andrés Manuel López Obrador, virtual Presidente de la República.

“Es un hartazgo social de la gente que rechaza las prácticas corruptas del Gobierno actual. Es un rechazo directo a la escrituración que le ha hecho del estado a favor de [Manlio Fabio] Beltrones, el Presidente Enrique Peña Nieto”, argumentó el político.

Durazo Montaño operó para Morena en Sonora, una entidad de tradición bipartidista, donde el Partido Revolucionario Institucional (PRI) y el Partido Acción Nacional (PAN) se han disputado el poder.

Un estado gobernado por políticos que provienen de cunas bien definidas, que en algunas elecciones van juntas y en otras separadas, pero que siempre compiten por cargos públicos.

El territorio está dividido entre los priistas del sur, los “boursistas” –en referencia al ex Gobernador Eduardo Bours Castelo– y los “beltronistas”, que se ubican en el centro y norte de la entidad, pero el ex líder nacional del PRI siempre ha tenido operadores al interior de PAN, que operan para él cuando es necesario, como ocurrió con Guillermo Padrés en 2009, a quien le dio su apoyo en la elección de ese año para sacar de la jugada a los priistas contrarios.

“En una evaluación en conjunto te puedo decir que  Morena se ha convertido en la primera fuerza política por mucho en Sonora. El PRI y el PAN se redujeron a escombros: ganamos el Congreso, las presidencias municipales y las senadurías. Vamos a representar al 86 por ciento de la población; de los 21 distritos ganamos 20, y el que ganó el PRI lo estamos impugnado porque está lleno de trácalas”, explicó Durazo Montaño.

De acuerdo con el Programa de Resultados Preliminares (PREP), en Sonora la fórmula al Senado integrada por Lilly Téllez y Alfonso Durazo ganó con 46.9 por ciento de los votos, mientras que la fórmula del PRI donde compitió la hija de Manlio Fabio Beltrones, Silvana Beltrones Sánchez, obtuvo apenas 27.4 por ciento.

La fórmula de los partidos Acción Nacional y de la Revolución Democrática (PRD) que encabezó Antonio Francisco Astiazarán, un priista que renunció a su partido para unirse al PAN en este proceso electoral, obtuvo 21.9 por ciento de los votos.

LOS NÚMEROS

En cuanto a las alcaldías, si bien Morena no conquistó la mayoría, sí le arrebató al PAN y al PRI una jugosa tajada de territorio. La alianza del PRI con el Partido Verde Ecologista de México y el Partido Nueva Alianza (Panal) ganó 22 ayuntamientos; la coalición de Morena, 20, y la alianza PAN-PRD, 10.

En Sonora no se concretó la versión local de la coalición “Por México al Frente” con Movimiento Ciudadano, así que el Partido de Dante Delgado ganó apenas dos municipios.

El ex funcionario federal explicó que en la entidad se conjugaron dos fenómenos: “El 50 por ciento es producto del liderazgo, el trabajo político y vinculación social de Andrés Manuel y que la gente está muy segura de que se combatirá la corrupción. Ven una tabla de salvación en la honestidad de Andrés. También a nivel local el partido hizo su trabajo y estructura para defender el voto y cubrir 100 por ciento de las casillas, además de los perfiles de los candidatos”.

El próximo Secretario de Seguridad Pública indicó que el triunfo de Morena en Sonora significa que la población “está cambiado” y “anhela un cambio”.

“Nos dio el 86 por ciento el poder político. Eso significa que hay un anhelo profundo de cambio y de una manera rotunda, con un respaldo electoral”, explicó.

El pasado 17 de abril, Andrés Manuel Lopez Obrador realizó un mitin en el centro de Ciudad Obregón, Sonora. Ahí estuvo acompañado de Lilly Téllez y Alfonso Durazo, la fórmula de “Juntos Haremos Historia” para el Senado, y que el 1 de julio venció ampliamente a la del PRI. Foto: Saúl López, Cuartoscuro

Bolívar Portugal Celaya, candidato a Doctor en Ciencias Políticas por la Universidad Pompeu Fabra, argumentó que el resultado electoral inédito en Sonora es una “primera ruptura con el régimen beltronista”.

Esa ruptura se dio en gran parte porque Morena supo aprovechar la división de las élites políticas sonorenses.

“Las élites no encontraron una forma de cohesionarse por muchos motivos, porque el priismo de Beltrones ha sido muy agresivo frente a otros grupos. El PAN no tenía cómo presentarse en la elección y no había otro opositor al beltronismo que pudiera tener posibilidad de éxito”, explicó.

El analista político sonorense agregó que en la entidad el PRI y el PAN siempre han operado de manera coordinada, pero actualmente la relación de Damián Zepeda, presidente del blanquiazul a nivel nacional, y originario de Sonora, es tensa con los grupos beltronistas. Esa división le abrió las puertas a Morena.

Bolívar Portugal añadió que otro de los factores fundamentales es Andrés Manuel, su arrastre y la elección nacional. Pero en particular la presencia del político tabasqueño en la entidad, debido a que ha visitado con frecuencia los municipios sonorenses.

“Andrés Manuel ha hecho más visitas a los municipios de Sonora que la propia Gobernadora. La presencia a nivel territorial tuvo un impacto importante, el trabajo de organización; las condiciones políticas estaban dadas, pero el trabajo de organización a nivel local en estos años fue muy intenso con  el apoyo directo del candidato presidencial y el trabajo de Alfonso Durazo en cada uno de los municipios”, explicó.

La presencia de la izquierda en la entidad era reducida, recordó, porque el PRD operaba como satélite de los gobernadores en turno.

En la votación para Presidente de la República la coalición “Juntos haremos historia” obtuvo 457 mil 859 votos, es decir el 59.1 por ciento de los sufragios. La alianza “Todos por México” del PRI obtuvo 130 mil 031 votos, equivalente a 16.7 por ciento de los votantes, mientras que la coalición “Por México al Frente” del PAN-PRD-MC atrajo 120 mil 694 sufragios, es decir 15.5 por ciento de los votos.

La coalición de Morena también se llevó la mayoría de los votos para la Cámara de Diputados con 46.3 por ciento de los votos, seguido de la alianza del PRI con 27.9 y del PAN con 20.1 por ciento.

El analista agregó que el cambio más profundo en la entidad, a partir de la elección del 1 de julio, es de actores políticos.

“Los perfiles de las candidaturas de Morena son de gente que ni siquiera la conocían muy bien en sus distritos y municipios. Por eso tuvo las fortalezas, porque aunque pudieran tener menos arraigo, eso las hacía creíble que fueran candidatos que no venían de las estructuras tradicionales del poder en Sonora. Eso le da credibilidad”, agregó.

Morena rompió, dijo, con la tradición de postular candidatos que provenían de las familias de la élite política que siempre han participado en los comicios.

De acuerdo con el Prep de Sonora en la elección de alcaldías la alianza PRI-PVEM-Panal obtuvo 27 municipios; Morena-PT-Pes, 20; PAN-PRD, 13; PRI, 3; MC, 2; Panal, 1; y Cananea Independiente, 1.

Morena fue el partido que obtuvo mayor votación en la elección de alcaldes con 29.3 por ciento de los votos, seguido del PRI con 24.7 por ciento, y del PAN con 14.8 por ciento.

El partido MC sorprendió con 10 por ciento de los votos, contra el PRD que apenas tuvo 1.79 por ciento, superado por el PT que tuvo 3.2 por ciento y por el Panal que obtuvo 2.1 por ciento.

En la elección de diputados locales Morena arrasó con 20 de los 21 distritos. El PRI obtuvo uno. En la votación por partido político para el Congreso local la población le dio el 35. 38 por ciento a Morena, mientras que al PRI le otorgó el 18.7 por ciento y al PAN el 15.8 por ciento.

Los partidos que obtuvieron una votación marginal para el Congreso local fueron el PRD con 2.01 por ciento, Encuentro Social con 1.4 por ciento y las fuerzas políticas locales.

El Panal se quedó con 5.6 por ciento de los sufragios al Congreso, MC con 6.5 por ciento, PVEM con 3.6 y el PT con 3.2 por ciento.

DESPOJO, FEMINICIDIOS, CORRUPCIÓN…

La entidad que gobierna Claudia Pavlovich arrastra los problemas de denuncias por despojo de tierras a la tribu yaqui para la construcción del Acueducto Independencia, así como el problema sin solucionar de los afectados por el derrame de metales pesados de la mina Buenavista del Cobre de Cananea en el Río Sonora que afectó a más de 24 mil sonorenses, sin contar a los habitantes de Hermosillo que vieron contaminado una de sus principales fuentes de abastecimiento: la presa “El Molinito”.

El estado vivió una transición en 2009 del PRI al PAN al votar por Guillermo Padrés Elías, cuando estaba reciente el incendio de la Guardería ABC en Hermosillo que dejó como saldo 49 niños muertos y más de 70 heridos. Luego de denuncias por corrupción y malos manejos no sólo del Gobernador panista, sino de miembros de su Gabinete, los sonorenses votaron por el PRI de nuevo en 2015.

Tres años después, con el ex Gobernador panista aún en prisión y la actual Gobernadora del priista en funciones, los sonorenses han dado un viraje hacia Morena, el partido de López Obrador.

Otro de los problemas que padece la entidad, además de los escándalos de corrupción, despojo de tierras y contaminación del Río Sonora, es el problema del feminicidio. Existe una solicitud de Alerta de Violencia de Género contra la Mujer solicitada en 2015 y negada por las autoridades federales en 2017 . La Red Feminista Sonorense ha insistido este año que se reconsidere la negativa.

Por último entre 2015 y 2017 no hubo una reducción importantes de los delitos del fuero común en Sonora, de acuerdo con el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SESNSP).

En 2015 la entidad cerró con 20.08 homicidios dolosos por cada 100 mil habitantes, en 2016 con 21.19 y 2017 con 24.14. Mientras que en feminicidio 2015 cerró con 1.64 feminicidios por cada 100 mil habitantes, 2016 con 2.02 y 2017 con 2.13.

El delito de extorsión 2016 cerró con 0.68 por cada 100 mil habitantes, 2016 con 4.78 y 2017 con 1.16.

En robo a casa habitación en 2015 se cometieron 45. 49 por cada 100 mil habitantes, en 2016 se disparó a 103.75 y en 2017 se redujo a 30.02.

En 2015 se dieron 158.58 casos de robo de vehículo por cada 100 mil habitantes, mientras que en 2016 la cifra fue de 134.09 y 2017 cerró con 133.77.  El robo a transeúnte pasó de cero en 2015 a 12.38 en 2016 y a 10.06 en 2017.

A mediados de 2017 la entidad se vio envuelta en una ola de asaltos a transeúntes por hombres armados con machetes, que derivó en personas asesinadas.

Este año hay denuncias, principalmente en redes sociales, de un incremento de robo de llantas a vehículos estacionados en centros comerciales, cines y hasta en las cocheras de las viviendas.