POLICIACA

Águeda Barojas Ontiveros

La crisis económica por la que atraviesa el Ayuntamiento de Empalme obligó al presidente municipal, Carlos Enrique Gómez Cota, a desaparecer a la Policía auxiliar, la cual estaba conformada por cien elementos.

Esta tarde, Oscar Valdez Mendoza, les notificó a los auxiliares que este sería su último día de trabajo ya que el Ayuntamiento no tenía dinero para pagarles el sueldo.

Como se informó, en Empalme se adeudan hasta siete quincenas a regidores, funcionarios y a empleados de confianza.

Los despedidos realizaban labores de vigilancia en Casa de la Cultura, Palacio Municipal, escuelas públicas, en parques de la ciudad, entre otros sitios.

Este viernes a las 8:00 horas los auxiliares se reunirán en palacio municipal con un abogado que los asesorará.