NOTICIAS

Violencia de género, tráfico de influencias, falta de medicamento y un río de irregularidades fueron denunciadas por el personal de esta institución

Águeda Barojas Ontiveros

Tráfico de influencias, corrupción, falta de medicamento, hostigamiento laboral y un rosario de quejas se respiran en los pasillos del Isssteson de Guaymas, donde su director, Cristián Bernal Guardado ha convertido la institución en un verdadero polvorín.

Después de dos años y medio de guardar silencio, médicos, enfermeras, químicos y personal administrativo optaron por no callar más.

El Isssteson se ha convertido, dijeron, en un refugio de amigos y familiares de quienes lo manejan.

Un mar de irregularidades corre por los pasillos de cada una de las áreas del hospital pero lo que detonó el enojo de la gran mayoría de los trabajadores de la institución fue el despido de dos enfermeras, un químico y una empleada administrativa con más de ocho años de servicio.

Desde hace más de ocho años, los despedidos han estado luchando por conseguir su base en Isssteson, pero lejos de conquistar esa prestación laboral, hace dos semanas ya no aparecieron en el sistema. Simplemente los dieron de baja.

A diferencia de los despedidos, los que si consiguieron plaza desde que entraron fueron las personas que llegaron a trabajar en el actual sexenio, entre ellos familiares y amigos del director Cristián Bernal Guardado y de “Los Claussen”, dijeron.

La familia feliz de Isssteson

El Isssteson de Guaymas es un refugio de amigos y familiares de estas personas, a quienes desde que llegaron les otorgaron la base, incluso con un nivel que muchos médicos no tienen, como es el caso de Oscar Zaragoza Farfán, primo de Otto Claussen Iberri y quien trabajó además con él en su administración.

Zaragoza Farfan resultó beneficiado de la noche a la mañana con el nivel 8-l por lo que su sueldo oscila entre 20 y 22 mil pesos mensuales, más incentivos cada tres meses.

Los inconformes denunciaron que hay médicos suplentes en el Isssteson con nivel 6 o 7-l, es decir, que el familiar del candidato de PRI a la diputación local por el 04 distrito electoral con estudios de preparatoria, gana más que un médico, incluso que las enfermeras y el químico que fueron despedidas con más de ocho años de antigüedad, ya que ellos eran nivel 4 y 5.

El trabajo de Zaragoza Farfán en el hospital consiste en hostigar a los trabajadores, incluso aseguran tener audios para comprobar sus acusaciones.

Los trabajadores y médicos de Isssteson Guaymas han visto pasar en estos dos años y medio un río de beneficios para los amigos y familiares de Bernal Guardado y sus jefes.

Entre los privilegiados se encuentran además de Zaragoza Farfán, Edgar Manjarrez a quien le acaban de dar la jefatura de la farmacia, siendo que era suplente solamente. Obtuvo el beneficio solo por ser amigo del director.

Gloria Ochoa, ex directora de la Casa Hogar en la administración de Claussen Iberri está en el área de Vigencia y ha sido otra de las beneficiadas al llegar a ese cargo, lugar que ocupaba una de las despedidas.

Cristian Duarte, ex empleado de Claussen Iberri en la administración municipal 2012-2015 y dos hijos de Martha Pérez Arce, activista del ex presidente, son otros de los empleados señalados por los trabajadores de haber llegado a la clínica a romper la paz laboral y beneficiarse con el tráfico de influencias.

Pero eso no es todo, los trabajadores señalan que el padre del director de Isssteson, el epidemiólogo Juan José Bernal Serrano, quien cobra en esa institución, sin trabajar desde hace ocho años, no fue dado de baja al llegar su hijo a la dirección.

Hubo médicos que le dijeron que lo tenía que dar de baja y a cambio recibieron represalias. Salieron de la institución.

“Nosotros lo vemos cada mes que viene y cobra, bueno con decirle que ahora en abril publicaron la lista de los cumpleañeros del mes y ahí aparece el papá del director”, dijeron.

Los trabajadores señalaron que el padre del director solo entrega cada mes un reporte, el mismo que hace el epidemiólogo del Hospital, Enrique Márquez.

“Ese es su pase para cobrar”, dijeron.

Pero eso no es todo, otro recomendado que desplazó a la jefa de Trabajo Social, sin contar con la preparación es Antonio Cruz Mártínez, un hombre de 70 años de edad, quien no tiene la preparación en trabajo social y por lo mismo no realiza sus funciones. Son las trabajadoras sociales quienes terminan haciendo lo que a él le corresponden.

Lo anterior representa para ellas un doble carga de trabajo, dijeron.

El rosario de quejas y denuncias no para ahí, por primera vez en la historia un director del hospital cuenta con chofer y asistente, comentaron.

Uno de ellos, Carlos Luzanilla, solo lo ven en el hospital tres veces a la semana, el resto trabaja con otro patrón.

Denuncian violencia de género

Debido a que un gran porcentaje de la planta laboral de Isssteson Guaymas son mujeres, las voceras del movimiento dijeron que el director comete violencia de género por lo que pidieron la intervención de la gobernadora del Estado, Claudia Pavlovich Arellano.

“No hay trabajadora que no salga llorando de la oficina del doctor Cristián Bernal”, dijeron, al tiempo que recordaron que el año pasado la empleada de dirección Evelia Lozano, quien tiene 14 años de antigüedad, denunció ante el Sindicato hostigamiento laboral.

Después de esa denuncia, que la anterior líder sindical, Xochitl Preciado, desestimó, la trabajadora fue cambiada a otra área.

Los médicos también lloran

No solo las enfermeras, enfermeros o personal administrativo han roto el silencio, también los médicos, quienes al igual que el resto del personal consideran que el Isssteson en manos de Cristián Bernal Guardado va en picada.

El 19 de febrero a los médicos que tenían convenio desde hace 15 años para trabajar jornadas de tres horas y media de permanecía a cambio de regresar en las noches por una urgencia, los obligó a cubrir la jornada normal.

Ahora los obligan a cumplir con la jornada de Ley sin importar que dejen descubierto el turno nocturno, comentaron.

En las noches no hay médicos especialistas, si llega un paciente infartado no hay un cardiólogo por lo que los médicos generales optan por trasladarlos a Hermosillo.

“Trabajamos de la mano de Dios”, dijeron.

En el turno nocturno no hay pediatra, ni cardiólogo, ni traumatólogo, si llega un paciente para cirugía tiene que esperar hasta el día siguiente o ser trasladado a Hermosillo.

Dejaron esa área sin especialistas, pero tampoco contrataron nuevos.

Dijeron que todo fue por un capricho del director Cristián Bernal porque estos convenios siguen vigentes en el hospital Chávez de Hermosillo y López Mateos en Obregón.

“Los caprichos del director afectan directamente a los pacientes”, agregaron.

Denunciaron que en el archivo hay una caja gigante con expedientes de pacientes que son derechohabientes amigos suyos a los que por ningún motivo les niegan atención, mientras que a otros que no están vigentes si se las niegan.

Pero eso no es todo, los médicos denunciaron la incompatibilidad de plaza del director Cristián Bernal y del subdirector Jesús Benitez Núñez, quienes tienen plaza en el IMSS, Hospital General e Isssteson.

Y a eso hay que agregar la falta total de medicamento y que todos los días desfilan líderes priistas por las oficinas del director, aseguraron.

Mi historia en el Isssteson

A través de las redes sociales los cuatro trabajadores despedidos de Isssteson Guaymas piden justicia.

En la página de Facebook Mi historia en Isssteson, las enfermeras, el químico y la trabajadora administrativa despedida después de ocho años de trabajo, denunciaron la corrupción y el tráfico de influencias avalado por el director Cristian Bernal Guardado.

A este grito de justicia se unió la doctora Carmen María Inzunza, quien en el 2017 fue despedida por el doctor Cristian Bernal argumentando que tenía incompatibilidad de plazas, ya que además de laborar en Isssteson laboraba en otra institución.

Esa ocasión, la doctora le recordó a Bernal Guardado que él y su clica también cuentan con dos plazas, incluso algunos con tres y en ninguna cumplen como debe ser.

A continuación las historias compartidas:

Testimonio

Buenos días soy el químico Daxiel Duarte de Isssteson Guaymas, yo comencé a laborar en febrero de 2013 y desde mi ingreso al Instituto trabaje de forma continua, en 2014 se me dio la oportunidad de formar parte de un nuevo servicio el cual estaba apunto de ser implementado, el servicio de transfusión en el cuál formaba parte mi jefa en ese tiempo como encargada ( con la cual jamás hubo algún problema) y yo como químico, en enero de 2015 me dan la suplencia fija y en noviembre la eventualidad, como era el único químico tenía que estar con la disponibilidad de las 24 horas los 7 días de la semana, así estuve laborando 3 años, cuando hay cambio de administración dejaron de pagarme los días que laboraba y no eran parte de mi horario por lo cual no se me dio alguna razón, y en ese momento comencé a laborar solo las horas dentro de mi jornada, para las llamadas fuera de este se le hablaría aun suplente al cual yo capacite. Desde ese momento comencé a notar cambios hacía mi persona, ya que se me empezó cuestionar cada movimiento y trabajo que yo realizaba (en algunos momentos se sintió acoso laboral) me informaron que la razón de mi despido fue por que no se había autorizado un contrato más en el área de laboratorio, cabe hacer mención que yo no pertenecía a ese servicio y si fuera el caso hay personal con menor antigüedad que yo, el servicio en este momento no cuenta con personal suficiente para laborar ya que solo queda la doctora encargada. No se me hace justo que corran al personal por no formar parte del selecto grupo del doctor Bernal

Testimonio

Soy Sayra Orduño Mladineo ...Enfermera eventual de Isssteson Guaymas y madre de 3 hijos, actualmente estudiando la licenciatura y a dos meses por concluirla primero Dios.

Tengo 8 años laborando en esta institución; siempre tratando de servir al derechohabiente y a la institución. Pues hubo muchos momentos que llegué a doblar turno por falta de personal trabajando mas de 12 horas; nunca me negué a un llamado para trabajar después de mi jornada cumplida. Como lo fue el día sábado 7 de abril de este año me hablan de hospital para que cubra el turno nocturno pues no tenían quien lo hiciera y me darían dos días libres.

El día 13 de este mismo mes al llegar a checar ya no estaba en el sistema, me hicieron una hoja de asistencia y me tome la foto el checador para comprobar mi asistencia.

El lunes 16 me mandan llamar de la dirección para informarme que ya no se me renovaría mi contrato que quedaba despedida que firmara y me entregaban un finiquito de casi 50mil pesos así con esa sangre fría sin importarles todos los años que di a esa institución "no se me hace justo". Truncando así todos nuestros sueños..

Donde quedan nuestros derechos...??

Testimonio

Hola .. soy Laura Valenzuela, con 8 años de antigüedad y eventual, les contaré mi maravillosa historia en Isssteson, aunque no con final feliz. Comenzó un 8 de Noviembre del 2010 en un departamento nuevo dentro de la Clínica Hospital Guaymas, en el área de Vigencia, lugar maravilloso del cual me enamoré desde el primer día, lugar en donde de verdad sirves a la gente, en donde te sientes útil, en donde la gente reconoce tu trabajo, departamento en cuál entregue toda mi responsabilidad y amor. Desafortunadamente me cambian de departamento en Octubre del 2017, triste no lo puedo negar me voy a donde sería mi nuevo lugar de trabajo, en el cual le eche todas las ganas del mundo y por supuesto esperanzada a que este año me llegará mi base. Ese día lo he pensado, lo he soñado, lo he deseado miles de veces, desafortunadamente el día 16 de abril, mi sueño y el de 3 compañeros más se apagó, fuimos despedidos sin ningún argumento y sin justificación alguna, exigimos a las autoridades correspondientes que tomen cartas en el asunto, ya que gente con antigüedad de 1 o 2 años siguen trabajando sin ser necesarios. Confío en Dios y en el nuevo Sindicato, que todo se solucione.

Testimonio

Muy buenos días!

Empezaré a contar mi historia en esta institución.. no lo había hecho por miedo a represalias pero pues hace dos días atrás sucedió ese miedo: nos corrieron sin justificación alguna...

Inicié a laborar en esta institución en diciembre de 2010 cuando hay más necesidad del servicio, más ausentismo de personal de base por vacaciones ! Me dieron la oportunidad de hacerlo y estoy muy agradecida por eso... Nuestra jefa nos dio la accesibilidad en el turno ya que yo solo podía trabajar de noche por que contaba con otro trabajo todo el día, así estuve por 5 años como suplente variable trabajando y mucho! si hubo oportunidad en septiembre 2015 nos llega la suplencia fija por la tarde un lugar donde no hay personal quien cubra eso nos hizo sentir mucho mejor, más segura renuncié a mi otro trabajo quedándome solo con este... Al otro iba de repente cuando era necesario. El 13de abril 2018 viernes entramos a laborar y nos percatamos que ya no estábamos en el sistema cuando checamos nos hicieron hoja de asistencia y nos tomamos foto con el checador para que no nos perjudicará en nuestro salario, se nos hizo muy raro, el día lunes algunos de nuestros compañeros que también le había pasado lo mismo el viernes con la checada nos comunican que habían sido despedidos, con ese miedo le notifico a mi familia antes de llegar a mi trabajo creo que seré unas de las despedidas y efectivamente llegando a laborar igual no puedo checar y me avisan que pase por favor a dirección .. efectivamente ahí estaba lo más temible que nosotros como suplentes variables, fijos y eventuales tememos: el finiquito , un finiquito que no es justo después de trabajar 8 años en esta institución de gran prestigio, fueron despidos injustificados ya que no hubo un motivo que nos hicieran saber llegar solo fue porque no se renovó el contrato ! 8 años de tu vida picando piedra como dicen y nada más así de fácil... Te dicen ya no más contratos !! Esto no es justo!! soy madre de familia mi único ingreso era esto ! Si tengo esposo que me apoya pero ustedes saben lo difícil que es estar ahí al pie del cañón sin ninguna falta, sin incidencias y siempre llegando temprano a mi área de trabajo y teniendo esa disponibilidad.

Testimonio

Doctora Carmen María Inzunza

Soy médico General de Guaymas, empecé a trabajar en ISSSSTESON Guaymas en el 2013, como suplente variable, tuve la suerte de empezar a trabajar al siguiente día de haber llevado mis documentos, ya que en ese tiempo estaban necesitando suplentes y desde ese día no me falto el trabajo Gracias a Dios y a mi desempeño, ya sea cubriendo permiso, vacaciones, incapacidades etc, yo estaba disponible las 24 horas para la institución, para todos los servicios, en algunas ocasiones acudía para ir a traslados y en otras a atender partos, a la hora que me llamarán, en varias ocasiones recuerdo haberme llevado maleta con mi ropa, porque estuve cubriendo turnos continuos, porque realmente trabajaba muy agusto en ese lugar y lo disfrutaba, y porque amo lo que hago, y sobre todo había un muy buen ambiente de trabajo, posteriormente tuve la oportunidad de ingresar a otra institución, para esto ya tenía un horario y un servicio fijo en Isssteson porque ya tenía la categoría de eventual después de haber picado piedra por algún tiempo, y aun teniendo otro compromiso laboral, cuando me era posible y se me requería hacer doble turno, me quedaba, todo esto fue hasta el 2016 que hubo cambio de directivos, cuando llega el Dr. Cristian Bernal, de Director a la clínica, (Quien previamente había tenido conflictos en otra institución con mi madre quien es enfermera) desde que llegó, alguien me dijo prepárate que el Dr te va a correr, y mi respuesta fue, mi trabajo habla por si solo, yo solo vengo a trabajar, (quienes me conocen no me dejarán mentir). Se encargó de moverme constantemente de servicios, en alguna de las ocasiones sin argumentos razonables, en alguna ocasión trato de asustarme diciendo que me mandaría a jurídico, (buscando razones para que yo dejara la institución) también sin justificación alguna, intente el diálogo con el , no llegamos a ningún acuerdo, debido a que el le daba prioridad a sus amistades a quienes protegía, y así sucesivamente hasta que me despidió de la institución, para dejar en mi lugar a personas con menor antigüedad y con menor categoría, contando con casi 4 años laborados y ya con la categoría de EVENTUAL fue cuando me despidió en 2017, Gracias a Dios yo ya tenía otro ingreso económico, y me fue fácil la situación, pero aún pienso en mis compañeros, médicos, enfermeros, etc, que tienen años en espera de una base, que muchos de ellos es el único ingreso con el que cuentan, y la mayoría con familias que mantener y que siguen aguantando todas las irregularidades y favoritismos de la clínica de Guaymas, porque no les queda de otra, Es por eso que apoyo al movimiento, y ojalá logren solucionar esta situación pronto, ya basta de favoritismos y de irregularidades!

Impugnará Sindicato plazas otorgadas a amigos, familiares y priistas

El pasado 6 de abril el medio digital Proyecto Puente publicó una nota cuyo título resume la inconformidad que tienen los trabajadores: “Benefician con plazas sindicales del Isssteson a parientes, amigos, priistas y allegados a funcionarios.

En la nota se establece que la inconformidad fue el otorgamiento de 127 plazas otorgadas desde agosto del 2017 hasta marzo del 2018.

A nivel estatal existe un movimiento de trabajadores suplentes y eventuales, entre los que se encuentran algunos trabajadores de Guaymas que desde hace muchos años buscan esa prestación laboral otorgada a amigos y parientes de priistas.

El viernes pasado se llevó a cabo una reuni;on entre la nueva mesa directiva del Sindicato de Isssteson y autoridades del Gobierno del Estado.

En esa reunión acordaron: impugnar bases y eventualidades que se asignaron de manera irregular y sin transparencia y además formar comité de vigilancia para supervisar que se lleve a cabo la impugnación de bases de manera legal.

El gobierno del Estado se comprometió a no mostrar represalias de ninguna manera al personal que se ha estado manifestando apoyando el movimiento.

El Sindicato aseguró que impugnará esas plazas pero además pidió que para la entrega de plazas se evalúe antigüedad, perfil del puesto, entre otras cosas.

En esta mesa de negociación el Sindicato pidió la reinstalación de las enfermeras y personal despedido en Guaymas.